El Gobierno de la CDMX está obligado a resolver el desabasto de insumos básicos que garanticen el trabajo e integridad de los trabajadores de la salud y seguridad

Ciudad de México, 06 de abril de 2020.- El Gobierno capitalino está obligado a resolver el desabasto de insumos básicos que garanticen el trabajo e integridad de los miles de trabajadores de la salud y seguridad que todos los días arriesgan su vida para atender la emergencia sanitaria por el Covid-19, consideró Andrés Atayde, Presidente de Acción Nacional en la Ciudad de México.

 

Al recordar que en la Ciudad de México existen denuncias públicas por la falta de tapabocas, guantes y medicamentos, ahora la situación se agrava pues se empiezan a reportar decesos de personal médico e incluso de seguridad. 

 

“No podemos quedarnos callados ante la inacción e irresponsabilidad del Gobierno de la Ciudad, las y los capitalinos necesitan autoridades proactivas de reacción inmediata, no que actúen de acuerdo a sus intereses o bajo los criterios de su líder político; no queremos más funcionarios negligentes”, sostuvo.

 

Si bien se han tomado medidas acertadas como la atención de enfermos vía mensajes de texto y la entrega de kits médicos, también es prioritario atender las necesidades de quienes son la base del sector salud, como doctores, doctoras, enfermeros y enfermeras e incluso de policías y personal de emergencias que resguardan la seguridad de quienes viven en la Ciudad de México.

 

“Sabemos que hasta ahora, han fallecido una doctora y un enfermero de un mismo  hospital y un policía que estuvo en el Vive Latino pero hay más contagios por Covid-19 ¿qué esperan para dotarlos de material indispensable para cuidarse y que nos cuiden? ¿Más muertos?”.

 

Atayde Rubiolo dijo que en medio de esta emergencia sanitaria, Acción Nacional reconoce el profesionalismo y compromiso de todos aquellos que deben salir a trabajar y permitir que la mayoría se puedan quedar en casa.

 

“A todas esos héroes y heroínas que arriesgan su salud para cuidar la de todos nosotros y de nuestras familias; 

a las y los médicos, enfermeros y enfermeras, paramédicos, bomberos, policías y todos aquellos que nos brindan sus servicios en este momento de dificultad queremos decirles: Gracias, Muchas Gracias”.

 

“Estoy convencido de que juntos, unidos, desde nuestra casa o desde nuestra trinchera, con solidaridad, saldremos adelante”, finalizó.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*